envío gratis en todos los pedidos superiores a 100 $

Aceite de oliva y miel

El aceite de oliva y la miel son probablemente los componentes más conocidos y populares cuando hablamos del cuidado y belleza de la piel. El aceite de oliva virgen es particularmente rico en vitamina E, carotenoides y compuestos fenólicos que tienen un fuerte efecto antioxidante, brindando protección contra el daño provocado por los radicales libres y el medio ambiente. En el cuidado y tratamiento de la piel muy seca se considera un elemento clave, ya que la deja suave como la seda. En el cuidado del cabello, reduce los daños causados ​​por condiciones climáticas extremas y / o el uso excesivo de los tratamientos y productos químicos para el peinado. Como antiséptico, la miel es excelente para el tratamiento y la prevención del acné, así como para aclarar la piel, debido a su capacidad de abrir los poros. También mejora la hidratación de la piel, un factor importante en la capacidad de la misma para mantener su suavidad, flexibilidad y elasticidad.

La combinación única de ambos componentes, crea un resultado ganador.

Ir arriba